Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

En otoño del año pasado, 2018, los Obispos franceses decidieron crear una “Comisión independiente sobre los abusos sexuales en la Iglesia”. Nombraron al director de la Comisión, Jean- Marc Sauvé, ya jubilado, que había sido Vice-presidente del Consejo de Estado de Francia. Sauvé, tras no pocas consultas, conformó una Comisión de 22 miembros, cuyos nombres conoció la Conferencia Episcopal, poco antes de que la hiciera pública. Los obispos no intervinieron en la selección de los miembros de la Comisión. Veintidós miembros, de edades comprendidas entre los 38 y 75 años, conforman la “Comisión Independiente de Investigación sobre Abusos Sexuales en la Iglesia”. Fueron elegidos después de varias semanas de consultas dirigidas por su presidente, el ex vicepresidente del Consejo de Estado Jean-Marc Sauvé. Se trata de doce hombres y diez mujeres, creyentes de varias denominaciones y no creyentes, reconocidos profesionales de diferentes campos disciplinarios. Ningún sacerdote o religioso, ni ninguna víctima de abuso entre ellos.

Esta Comisión, el 3 de junio pasado decidió lanzar un “Appel aux temoignages” (Invitación a testimoniar) los casos de abusos sexuales, mediante un número de teléfono y direcciones de correos postales y electrónicos. Pues bien, el jueves 19 de septiembre de 2019, el presidente de la Comisión, dio cuenta de los primeros resultados de sus trabajos.

En tres meses han recibido unas 2.000 llamadas telefónicas, correos electrónicos y cartas. Como señala la prensa francesa, el primer informe de la Comisión para arrojar luz sobre las agresiones sexuales cometidas por clérigos y religiosos contra menores desde la década de 1950, es impresionante. Además, como indicó el presidente Jean-Marc Sauvé, 650 personas habían aceptado responder a un cuestionario detallado (cuestionario para el menor en el momento de los hechos o cuestionario para adulto vulnerable). Además 16 víctimas o conocedores de abusos ya han sido escuchados por la Comisión y, por otra parte, unos quince casos han sido transferidos a la justicia, por hechos aún no juzgados y manifiestamente no prescritos.

"Nos sorprendió mucho la afluencia de los primeros días" (….) y estoy "impresionado por la disposición de las víctimas a contar su historia. Todos estos testimonios revelan una gran cantidad de sufrimiento y gran desamparo (détresse). No dejan muchas dudas sobre la seriedad y autenticidad de lo sucedido y las consecuencias a largo plazo de estos abusos ", agregó el ex vicepresidente del Consejo de Estado, y presidente de la Comisión.

La mayor parte de las personas que han respondido tienen más de 50 años y dos terceras partes son hombres. Atención al dato, me permito añadir. Creíamos que la proporción de mujeres abusadas era menor. El dato, si se confirma, infirma, sin embargo, la correlación homosexualidad pederastia que demasiados dan por supuesta.

“Aunque recibimos muchas llamadas, estamos convencidos de que muchas víctimas angustiadas aún no se han atrevido a hablar", dice Jean-Marc Sauvé, que dice que quiere "liberar la palabra" y emprenderá "una gira por Francia", en otoño, para dar a conocer al público, las parroquias o los medios de comunicación el enfoque y el trabajo de su Comisión. Además, "pronto se harán públicos varios testimonios orales y extractos de testimonios escritos en el sitio del CIASE (acrónimo de la Comisión) para hacer comprender la dolorosa realidad de los abusos", agrega su presidente.

“Muchas víctimas, señala Sauvé, no han roto con la Iglesia, pero manifiestan un sentimiento de traición respecto de las enseñanzas de la Iglesia y del Evangelio”.

La Comisión debe entregar su Informe a finales de 2020. Dispone de un presupuesto de tres a tres millones y medio de euros de los que dos terceras partes a cargo de los obispos y un tercio de las congregaciones religiosas. Los miembros de la Comisión no cobran nada. Solamente les cubren los gastos.

Quiero añadir que así se hacen las cosas. Ojalá cundo el ejemplo, dentro de la Iglesia, sí, pero, quizá podría servir de modelo para cuestiones similares en otros ámbitos.