Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(Catalonia Sacra) "El verano es divino". Este es el anunciado con el que Catalonia Sacra invita a visitar el patrimonio cultural catalán de la Iglesia durante las vacaciones. Con el parón veraniego y con la voluntad de ir recuperando el máximo posible la normalidad en el contexto de pandemia, Catalonia Sacra propone a la ciudadanía disfrutar de las vacaciones conociendo catedrales, monasterios, santuarios, ermitas... presentes en Cataluña y llenas de valores artísticos, históricos, espirituales y sentimentales.

La voluntad de la campaña es sugerir a las personas que están de vacaciones, o tienen más tiempo libre, que incluyan una visita al patrimonio cultural religioso en la planificación de sus días de fiesta y ocio. Porque el verano invita a tomarse la vida con más calma, y ​​la visita a una iglesia es una experiencia de tranquilidad, belleza, reflexión y pausa.

A lo largo del verano y desde los diferentes canales de comunicación de Catalonia Sacra (web, redes, boletines digitales) se harán sugerencias de visita a iglesias de naturaleza y estilos muy diferentes, desde las grandes catedrales hasta las pequeñas ermitas de montaña, todas ellas testigos del arraigo del cristianismo en el territorio. Arte medieval, barroco o moderno que se puede encontrar en todo tipo de entorno humano y natural y que nos habla de la evolución de la sensibilidad espiritual y de las capacidades técnicas y estéticas de nuestros antepasados. Más allá de los equipamientos más conocidos y con más visitantes, Cataluña dispone de muchas otras joyas de primer nivel que no son demasiado conocidas y visitadas; la campaña "El verano es divino" quiere ayudar a conocerlos.

Una de las acciones de "El verano es divino" ha sido pedir a diferentes personas del campo del patrimonio cultural que hagan una sugerencia de una actividad para hacer un día o un fin de semana de verano y donde se incluya la visita a una iglesia. Estas sugerencias de jornadas de disfrute de las vacaciones se abrirán a todo el mundo, para que se puedan ir compartiendo entre los usuarios de las redes de Catalonia Sacra buenas experiencias de ocio y cultura en todo el país.

Desde diferentes iglesias de todos los obispados se repartirán este verano unos folletos donde se invita a seguir visitando el país, descubriendo el patrimonio cultural de la Iglesia. Estas iglesias forman parte de la Red Catalonia Sacra, una mesa colaborativa formada por iglesias de valor patrimonial notable que ya tienen una dinámica turística y que quieren crear dinámicas y acciones para dar a conocer e incrementar así el número de visitantes.