Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(CR) La representación del Canto de la Sibila se consolida en las diversas versiones que se pueden escuchar en Cataluña previamente al inicio de la Misa del Gallo, la noche del 24 de diciembre. Barcelona, ​​Urgell y Tarragona son algunos de los lugares donde se puede ver la representación de esta tradición de origen medieval que habla del Juicio y del fin del mundo justo antes de iniciar la celebración litúrgica del nacimiento del Hijo de Dios.

Muy extendida en los territorios de habla catalana, el Concilio de Trento prohibió su representación porque se consideraba demasiado teatralizada. Pero en el siglo XX se volvió a recuperar y en 2010 la Unesco la declaró Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

Ahora, además de consolidarse esta tradición en las catedrales, la Basílica de Santa María del Mar de Barcelona donde se recuperó en 1948– renueva su formato. A las 11 de la noche se iniciará la interpretación del Canto de la Sibila con un texto catalán inspirado en la tradición latina de San Agustín. La soprano Àngels Graells cantará la Sibila catalana acompañada por la Coral Sinera, que dirije Oriol Castanyer. La interpretación contará con diversos instrumentos y la coordinación de Neil Cowley, organista de la Basílica.

Después del Canto, se actualizará la figura de la Sibila a través de la lectura de diversos textos en torno a la poesía de Salvador Espriu. El rector de la Basílica, Salvador Pié, explica que se pretende un acercamiento a las Sibilas de hoy, las voces que desde fuera del ámbito estrictamente cristiano están abiertas a una posible trascendencia en clave de diálogo o Atrio de los gentiles. Por ello, se introducirá en el acto previo a la Misa del Gallo el planteamiento respetuoso del poeta Espriu ante el fenómeno religioso en el año de su centenario. Este acto, que quiere establecer puentes entre la liturgia y la cultura, se organiza con el apoyo de la Fundación Blanquerna y de la Fundación Joan Maragall.

Emisión desde la Seo

Otra celebración que tendrá un eco especial es la celebración en la Catedral de la Seo de Urgel que este año será emitida en directo por Televisión de Cataluña. La emisión comenzará las 12 de noche con el Canto de la Sibila antes de la misa presidida por el arzobispo Joan-Enric Vives. Este canto también desapareció hace cinco siglos, pero se recuperó hace tres años. Lo interpreta la soprano Laura de Castellet, que también es historiadora y conocedora del documento de este canto. Inicialmente se cantaba en latín, pero desde el siglo XIII se encuentran documentadas versiones en catalán como la que se cantaba en Santa Maria de Urgell–, por lo que se trata de una de las primeras expresiones poéticas en esta lengua.

Nueva representación en Tarragona

También en la catedral de Tarragona se recuperó el Canto de la Sibila antes de la misa que preside el arzobispo Jaume Pujol. Este año se representará por primera vez desde el siglo XVI a las 23.15h. El concierto busca respetar con la máxima fidelidad las referencias y documentaciones que se conservan. El canto de la sibila será interpretado por la soprano Marta Mathéu, acompañada por el grupo vocal Ensemble O Vos Omnes, la Capella de Ministrers de Tarragona, y dirigido por Xavier Pastrana. El músico Josep Mateu interpretará el órgano.

También en la Catedral de Barcelona se recuperó el Canto de la Sibila en 2009 después de abandonar esta práctica en 1575. A las 22.45 h se hará la lectura del oficio de lectura que dará paso al canto de la Sibila antes de la celebración eucarística que presidirá el arzobispo Lluís Martínez Sistach.

El Canto se representa en varias iglesias más de Cataluña y en 2009 también se recuperó en la Seu Vella de Lleida pero fuera del ámbito litúrgico.

Por otra parte, dentro de la voluntad de establecer puentes con la realidad culturales, también este año en Santa María del Mar de Barcelona a las 18 h se hará una Misa Navideña con animación Latinomericana organizada con Fedelatina, la Federación de Entidades Latinoamericanas de Catalunya.