Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(Xavier Puigdollers. Director general de Asuntos Religiosos. Generalitat de Catalunya) Tras la sorpresa inicial, el nuevo Papa Francisco ha iniciado su pontificado con unos rasgos esperanzadores, que subrayan su estilo personal sencillo, austero y de una sensibilidad especial por los pobres. También la forma en que se dirigió anoche a los fieles apuntan un deseo de ser cercano y de renovación.

Para mí es muy importante la elección que ha hecho del nombre de Francisco, un detalle muy significativo. El respeto a la naturaleza, la búsqueda de la esencia de la persona y de la creación a través de un mensaje evangélico de amor y de comprensión. Son detalles que hay que destacar porque pueden dar una idea de su futuro comportamiento.

Sin duda, el nuevo Papa continuará la línea de comprensión y diálogo con Cataluña. Y de acuerdo con su talante afable y comprensión, estoy convencido de que fortalecerá los puentes con nuestro país que tanto cultivó Benedicto XVI. Espero que mantenga esta sintonía con Cataluña, con nuestro deseo de ser un pueblo vivo y comprometido con la solidaridad y la justicia con los oprimidos. Seguro que recogerá el pensamiento de Juan Pablo II de reconocimiento de los derechos de los pueblos a su libertad.