Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(OHSJD) La Orden Hospitalaria de San Juan de Dios ha desarrollado un intenso trabajo en varios de sus centros y desde la base aérea de Torrejón de Ardoz para poder acoger a personas provenientes de la evacuación de Afganistán, debido a la situación de emergencia humanitaria desatada en el país.

A estas alturas, la institución ya ha recibido a 34 personas en Llar Sant Joan de Déu-Fundació Germà Tomàs Canet de Manresa, tres en la Fundació San Joan de Déu Serveis Socials Mallorca y 13 en la Fundació Bayt Al-Thaqafa de Barcelona, que cuenta con la participación de la orden religiosa. En el resto del Estado, más de cuarenta personas han sido acogidas en varios centros de esta institución.

Según Juan José Afonso Rodríguez, director general de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios en España, "el principal valor de la institución es la Hospitalidad y, por eso, hemos puesto a disposición de las autoridades nuestros centros, para poder acoger a familias que huyen de Afganistán y que ahora nos necesitan". Estas personas han tenido que salir de su país en una carrera contra reloj y de manera traumática, abandonando sus casas precipitadamente; y después de su llegada a España han manifestado su voluntad de solicitar asilo.

No es la primera ocasión que la Orden Hospitalaria acoge a personas afganas o refugiados, ya que desde 2017 la institución cuenta con el 'Programa de acogida e integración para personas solicitantes y beneficiarias de protección internacional', donde ya se han atendido 1.000 personas de 26 nacionalidades diferentes. Con este programa, financiado por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, San Juan de Dios atiende sus necesidades básicas, y les presta apoyo psicológico, asesoramiento legal, aprendizaje del idioma, acceso a formación y orientación para el empleo.

Por lo tanto, "nuestra voluntad sigue siendo la de cooperar con la Administración pública para facilitar una rápida acogida y un acompañamiento adecuado a las necesidades de estas familias, desde nuestra experiencia social y sanitaria, y la atención a la salud mental", explica Afonso.

Por su parte, Merlys Mosquera Chamat, coordinadora del Programa de Acogida de San Juan de Dios, ha destacado que "las personas afganas que hemos podido acoger en los centros de la Orden Hospitalaria se encuentran bien, aunque mostraban claros signos de estrés y cansancio, debido a la compleja situación en la que han tenido que abandonar sus hogares. Esperamos que puedan recuperarse poco a poco y rehacer su futuro. Este será uno de los grandes desafíos, que requerirá de la solidaridad de toda la sociedad española".