Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

Dentro de los artículos dedicados a la figura del cardenal Carlo Maria Martini, el último número de Vida Nueva publica un análisis del periodista Pedro Miguel Lamet. Explica que Martini podría haber sido papa pero que "aparte de que el hecho de ser jesuita le marcaba, los tiempos, después del pontificado de Juan Pablo II, no le eran propicios”. Se puede leer aquí .