Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(Jordi Llisterri - CR) "Ya no basta con ayudar. Ya no basta con criticar sin proponer alternativas. Hay que proponer alternativas pero que sean viables y sostenibles". Es la demanda que hizo el sociólogo Javier Elzo a las entidades cristianas que trabajan en el ámbito de la acción social. Para Elzo "ya no basta con denunciar las injusticias. Las posturas meramente reivindicativas y condenatorias del ultraliberalismo financiero que nos domina no son suficientes. Incluso pueden dormir conciencias inquietas y perezosas".

Es la reflexión que expuso este jueves en la presentación de estudio sobre "La acción social desde las entidades de Iglesia. Su papel en la cohesión social en Cataluña". Elzo destacó que "La iglesia es la única potencia mundial espiritual en un mundo globalizado que puede ofrecer una alternativa al mercado". Y para ofrecer alternativas se necesita innovación, pero una innovación que sobretodo tenga un objetivo: "una sociedad más justa y solidaria ".

A nivel más personal, el sociólogo vasco, remarcó que "es más fácil decirse cristiano que serlo" y que "el reto de hoy es ser cristiano en nuestro tiempo sin acomodarse a nuestro tiempo". Para Elzo, el contenido del documento es un ejemplo de como debe ser la acción social de un cristiano, "que en este mundo los cristianos sean testigos visibles de lo invisible ".

"No se trata de cristianizar el mundo, se trató de evangelizarlo, que significa mostrar a Jesús", y en esta tarea Mateo, 25 es el referente. Elzo también puso como referencia lo que ya decía en 1985 Raíces Cristianas de Cataluña: "El logro de una sociedad justa, que elimine contrastes odiosos y permita a toda la población de sentirse ciudadanos libres de este país, debe ser un objetivo absolutamente prioritario de la Cataluña de hoy ".

Esta demanda de alternativas que proponía Elzo, enmarcó la presentación en el CaixaForum del informe que ha promovido la Red de Entidades Sociales de Iglesia. Un estudio dirigido por la Fundació Pere Tarrés con la colaboración del Campus Docent Sant Joan de Déu (Universitat de Barcelona) y la Càtedra de Inclusión Social (Universitat Rovira i Virgili).

En nombre de la Red, Lluís Serra, marista y secretario de la Unió de Religiosos, remarcó que la acción social de estas entidades "proviene del Evangelio", entidades que saben que "nos pedirá cuentas cuando no demos de comer a los que tienen hambre ". También intervino Enric Vendrell, director general de Asuntos Religiosos, entidad que ha contribuido a la financiación de la elaboración del informe. Vendrell lamentó que actualmente en Cataluña "tenemos una religiosidad poco visible y tenemos una acción social de la Iglesia que también es poco visible".

En la sesión presentaron los resultados del informe dos de los responsables del trabajo, Enrique Benavent y Marina Aguilar. Tras concluir la primera parte del informe que analiza las cuestiones cualitativas de esta tarea, esperan poder realizar una segunda parte centrada con el análisis cualitativo. El objetivo sería estudiar el trabajo de unas 300 entidades, que representan una tercera parte del millar de entidades sociales de Iglesia que se estima que hay en Cataluña. Este informe completa el que ya se presentó en 2009 y que detallaba las más de 700 actividades de acción social que realizan los religiosos en Cataluña.

El acto se cerró con un debate con el público moderado por la periodista María Paz López. La necesidad de mantener la identidad cristiana de estas entidades de acción social y al mismo tiempo estar abiertos a todo el mundo fue uno de los temas del diálogo. Al acto también asistieron, entre otros, la presidenta de Cáritas de Cataluña, Carme Borbonès; el provincial de los jesuitas, Lluís Magriñà; el director de la Fundació Pere Tarrés, Josep Oriol Pujol; el secretario general de la Escola Cristiana, Enric Puig; y el ex director general de Asuntos Religiosos, Xavier Puigdollers.

Los resultados de esta investigación han sido recogidos en un libro que ha publicado la Editorial Claret y que también se presentará este lunes 24 de marzo en Girona, y el 3 de abril en Lleida.

La Red de Entidad ts sociales de Iglesia que la ha promovido está formada por 27 organizaciones entre las que se encuentra Cáritas, Jesuitas, Fundació Pere Tarrés, Maristas, la URC, Salesianos, Oblatas, Hijas de la Caridad, Centros Sociosanitarios Católicos, San Juan de Dios, o el secretariado de Marginación de Barcelona.