Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(Jordi Llisterri-CR) Es la frase que repiten los sacerdotes que participan en la campaña del Día del Seminario de este año: "Si pudiera volver atrás, volvería a ser sacerdote". Lo recoge un vídeo que han encargado los obispos catalanes para difundir el llamamiento a las vocaciones sacerdotales. "La alegría de anunciar el Evangelio", es el lema de la jornada que también quiere aprovechar el impulso del papa Francisco. El vídeo comienza con unas palabras suyas.

La han presentado este lunes el obispo de Terrassa, Josep Ángel Saiz, responsable del ámbito de los Seminarios y la pastoral vocacional de la Conferencia Episcopal Tarraconense, y Norbert Miracle, rector del Seminario Interdiocesano y vicesecretario de la CET.

"Esto no va con Jesús", es la frase del papa Francisco que abre el vídeo. La dijo en un encuentro con seminaristas, novicios y novicias del pasado julio en Roma. El papa hacía referencia a la respuesta que dio a un joven que le había dicho que quería ser cura pero sólo para diez años. Seguidamente se presenta el testimonio de cuatro sacerdotes catalanes de generaciones diferentes que si que se han querido comprometer de por vida: Salvador Bacardit de Barcelona, ​​Pere Oliva de Vic, Josep Maria Vilaseca de Solsona, y Carles Cahuana de Terrassa.

Según Saiz Meneses es un buen momento para "aprovechar la gran atracción que generara el papa porque es un hombre ejemplar, entregado y que tiene autoridad moral". También ha explicado que Francisco, en la reunión con los obispos catalanes del pasado viernes, "mostró mucho interés en el tema de las vocaciones" y "también se refirió a esta anécdota de un joven que sólo quería ser cura por diez años". De la misma manera, en el discurso del lunes a todos los obispos de España, el único documento que citó de la Conferencia Episcopal Española fue el dedicado a las vocaciones.

Calidad y cantidad

El obispo Saiz, que ahora termina el mandato como presidente de la Comisión Episcopal de Seminarios de CEE, también ha remarcado que se empieza a ver un pequeño repunte en las vocaciones en el conjunto de España "después de muchos años de descenso, se ha estabilizado al alza" en los últimos tres años.

Sin embargo, explicó que "es más importante la calidad que la cantidad: que los seminaristas sean personas que quieran dar la vida, y que tengan una espiritualidad profunda y firme". Saiz dice que "el número no es lo más importante, pero es una necesidad y a todos los obispos nos preocupa". En este sentido, Norbert Miracle ha recordado que en el punto 107 de la Evangeliï Gaudium el Papa reclama "una mejor selección de los candidatos al sacerdocio" y que "no se pueden llenar los seminarios con cualquier tipo de motivaciones".

Los responsables de la formación de los seminaristas catalanes también han explicado que en Cataluña la mayoría de vocaciones siguen proviniendo de las parroquias, además de que movimientos.

Actualmente los seminaristas catalanes se forman en tres centros: el Seminario de Barcelona y Sant Feliu, el de Terrassa , y el Interdiocesano que acoge en Barcelona los seminaristas del resto de los obispados catalanes. El día del seminario se celebra cada año alrededor de la festividad de San José.