Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(Delegación de Misiones de Lleida) Cada año, unos días antes de Navidad, la delegación de misiones envía un paquete a cada misionero y misionera. Pone, entre otras cosas, un turrón y una agenda. Es un pequeño detalle que ayuda a mantener el vínculo con los misioneros y misioneras salidas desde esta diócesis. Hace unos días la delegación recibió un correo electrónico escrito desde el Perú por la misionera más veterana de Lleida:

"Muy queridos y siempre recordados, los responsables de las misiones de Lérida. En este momento acabo de recibir el paquete de Navidad con el turrón, la agenda y las cartas de Monseñor, el obispo de Lérida y la carta de la delegación firmada por Caritat en nombre de todos.

Mil gracias, ha sido una gran sorpresa, pues siempre me llegaba a fines de noviembre o principios de diciembre y este año... hoy. Pensé que ya se acabó el envío. Veo que nos siguen acompañando y endulzando. Correspondo con mi oración. Me hizo mucha ilusión la felicitación de Navidad de este año que era la foto del nacimiento que yo les había llevado en algún viaje. Ya me despedí del todo de regresar a España.

Ya saben que estuve el pasado año, en marzo, pero mis próximos a cumplir 92 años ya me lo impiden aunque me valgo por mi misma y la mente la tengo clara, las fuerzas están muy flojas y las rodillas muy gastadas con peligro de romperse. El regreso fue muy duro, como nunca, así que desde aquí seguiré comunicando para que sepan que todavía existo y cuando Jesús me lleve a la vida que nunca acaba, ya diré a mis hermanas, de Lérida, que les avisen. Y estará la MISIÓN CUMPLIDA para ustedes y para mí.

Un abrazo muy fuerte y agradecido para cada uno. Elena Amorós, ccv."