Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(Teresianas) 36 hermanas y laicos provenientes de 13 países de Europa, África y América donde la congregación desarrolla su tarea educativa, se han reunido en el Encuentro Internacional de delegadas de educación y miembros de los equipos provinciales de educación de la Compañía de Santa Teresa de Jesús. En esta ocasión los trabajos se centraban en el ámbito escolar y se han desarrollado del 19 de abril al 3 de mayo en el Centro San Enrique de Ossó de Jesús-Tortosa, con actividades y visitas por toda Cataluña.

Con el trasfondo del lema "Juntos educamos", el encuentro tenía cinco objetivos: profundizar en la mística de la educación teresiana; reflexionar sobre aspectos importantes de nuestro ser de educadores hoy; orientar nuestra misión educativa en la escuela de cara a los próximos años; ampliar el sentido de misión compartidatida: hacer camino juntos, compartir experiencias, realidades, retos... para crecer como comunidades educativas. A lo largo del encuentro compartieron espacios de reflexión, de oración, de intercambio de experiencias, de programación de futuro.

Una mañana dedicada a presentar la vida de las diferentes escuelas que la Compañía tiene en el mundo dio inicio al encuentro. La tarda estuvo dedicada a reencontrarse con la persona de "San Enrique de Ossó, educador", acompañados por la teresiana Gemma Bel. Los siguientes días acompañaron y orientaron el trabajo Xavier Melgarejo , Carmen Jalón, Angélica Morales y la religiosa de Jesús-María Junkal Guevara.

Las visitas en Vinebre, pueblo donde nació San Enrique de Ossó, fundador de la Compañía de Santa Teresa, en Montserrat, en la Sagrada Familia, en el colegio de Ganduxer y en Tortosa acercaron los asistentes de todo el mundo a las raíces de la Compañía y a la cultura del pueblo catalán. La visita al colegio Montserrat, en Vallvidrera, sirvió para conocer una interesante experiencia pedagógica.

El encuentro se cerró con una celebración de la Eucaristía presidida por José Luis Arín, administrador diocesano de Tortosa, que alentó a los asistentes a "evangelizar desde las escuelas", a llevar el mensaje de Jesús con la palabra y la persona.