Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(Obispado de Lérida) El obispo de Lleida, Joan Piris, ha apoyado a la Plataforma de personas afectadas por la hipoteca (PAH) . Este viernes, acompañado por Carlos Sanmartín, delegado de Pastoral caritativa y social, y Daniel Turmo, uno de los dos rectores de la parroquia de la Magdalena, visitó las personas que forman parte de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH).
 
Piris afirmó que "la situación que viven las familias desahuciadas es una injusticia y que no entiende que se rescaten los bancos y no las personas". También anunció la voluntad de ceder una parte del antiguo seminario de Lleida situado en la calle Maragall para convertirlo en viviendas sociales para familias desahuciadas. La condición, manifestó Piris, sería "encontrar alguna persona o empresa que quisiera financiar las obras de remodelación".
 
El obispo participó en una de las asambleas semanales de la PAH en un local cedido por la Parroquia de la Magdalena. Su deseo era escuchar directamente la realidad de tantas familias que están sufriendo de forma grave los estragos de la crisis. Al dirigirse al numeroso grupo de personas asistentes, les transmitió su apoyo y solidaridad.
 
Por su parte, Eduard Baches, portavoz de la PAH que ha estado en todo momento acompañando al obispo, agradeció su apoyo y obsequió Piris con dos regalos que son muy significativos para todas las personas que forman la PAH, como son una chapa para colgar en la solapa y un chaleco verde donde dice: "Stop Desahucios". El obispo agradeció sinceramente estos dos obsequios.
 
Finalmente y después de atender a los medios de comunicación, el Obispo Joan Piris volvió a la asamblea para despedirse de las personas de la PAH que le agradecieron el apoyo que les dio con su presencia y su posicionamiento comprometido con la causa de las personas desahuciadas.

En viu