Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

Per saber-ne més

Galeria d'imatges

(Laura Mor –CR) La publicación de carteles es una mecánica adquirida en la organización de eventos. También en el ámbito religioso, que promueve decenas de iniciativas cada día en nuestro país. Hoy nos fijamos en la colección de carteles que puso en marcha hace tres años el Centro de Pastoral Litúrgica de Barcelona (CPL). Nacen como herramienta pastoral y ya cuentan con 30 ejemplares publicados.

El director de la colección, Xavier Aymerich, considera que “la cartelera en las iglesias y en los locales parroquiales está muy consolidada”. El CPL ha querido superar el cartel efímero, que caduca cuando el acto que anuncia ya ha pasado: “En este punto somos algo más innovadores, tenemos vocación de permanencia”, apunta.

“En Cataluña huimos de una estética más clásica”

La editorial ya había hecho carteles en otras épocas a partir del evangelio de los domingos y también de los tiempos litúrgicos. Pero, según Aymerich, aquellas ediciones tenían “unos diseños y unas estéticas superadas hoy en día”.

Aquí es donde concentran esfuerzos: “Buscamos una estética actual que conecte con el mundo de hoy”. En este sentido, el director de la colección valora un talante específico en el diseño de material pastoral en el ámbito catalán: “En Cataluña huimos de una estética más clásica que, en otros lugares, aún se mantiene”.

Carteles con finalidad pastoral

La etapa actual comienza en 2013. “La idea surgió cuando la Conferencia Episcopal Tarraconense nos pidió un cartel en motivo del Año de la Fe”. Con el lema 'Ten fe y no temas', aquella imagen tuvo una amplia difusión. “Nos dio la idea de utilizar los carteles para realizar un trabajo pastoral y empezar una nueva serie”, explica Aymerich.

La colección se inserta en las publicaciones periódicas de Misa dominical y se divide en cuatro series temáticas. Tienen carteles dedicados a los tiempos litúrgicos y las fiestas litúrgicas, como Adviento, Cuaresma, Semana Santa, el Triduo pascual o la Epifanía. Una segunda serie se corresponde a las oraciones: han editado carteles del Ave María, el Credo, el Magníficat, el Padrenuestro o la secuencia de Pentecostés. La tercera serie recoge los 7 sacramentos. Y la cuarta, con el título 'vida cristiana', trabaja la transmisión de valores y actitudes.

El último cartel publicado entra en este bloque y reivindica el trabajo digno. Lo han precedido imágenes sobre el perdón, los enfermos, la acogida a los inmigrantes o el valor del domingo. También dentro de 'vida cristiana' publicaron el cartel que acompañó el Año Santo de la Misericordia y que tuvo mucha difusión. El lema 'Misericordiosos como el padre' acompañaba el cuadro del hijo pródigo de Rembrandt: “Nuestro cartel fue la iconografía del Año de la Misericordia en todas las diócesis de Cataluña”.

Ambientar y motivar

Las finalidades de estas publicaciones son variadas. “El uso inicial era ambientar tiempos litúrgicos fuertes en las iglesias; pero se ha ido ensanchando”. Los carteles sirven para motivar valores y actitudes, para ambientar la sala de catequesis o los despachos parroquiales y también como herramienta catequética, como en el caso de las imágenes sobre los sacramentos o las oraciones.

El equipo de Misa dominical también publica unas tarjetas encartadas dentro de esta revista, que complementan los carteles. Estas pequeñas cartulinas en forma rectangular, incluyen oraciones y también tienen utilidad pastoral. “Sirven para repartir en la catequesis para aprender las oraciones, en la preparación del bautismo o cuando se quiera hacer oración”. Por ejemplo: “La oración ante el pesebre, muy adecuada para Navidad, o la oración ante la cruz, muy adecuada para Semana santa”.

Tanto las tarjetas como los carteles se comercializan a través de la web del Centro de Pastoral Litúrgica. En cuanto a los carteles, se pueden comprar de forma individual o por suscripción. Editan seis ejemplares al año.