Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

El Francisco ha inspirado en la homilía en la primera lectura - se trata de la segunda carta de San Pablo a los Corintios - haciendo hincapié en las características que deben tener un pastor. El Pontífice ha encontrado precisamente en San Paul la figura del "verdadero pastor", que no abandona a sus ovejas, como haría "un mercenario". La primera calidad, por lo tanto ha indicado, es ser "apasionado". Apasionado "hasta el punto de decir a su gente, a su pueblo: 'celos que tengo para vosotros no es mía, es de Dios'." Es divinamente celoso ", comentó el Papa.

El verdadero pastor sabe discernir, se protege de la seducción del mal

Una pasión por tanto que casi se convierte en "locura", "tontería" para su pueblo. "Y esto - agregó - es aquel gesto que nosotros llamamos celo apostólico: no se puede ser un verdadero pastor sin ese fuego interior".

Una segunda característica, ha seguido, el pastor debe ser "un hombre que sabe discernir"

"Él sabe que hay en la vida la seducción. El padre de la mentira es un seductor. El pastor, no. El pastor ama. Ama. En cambio, la serpiente, el padre de la mentira, el envidioso es un seductor . Es un seductor que trata de alejarse de la fidelidad, porque aquella celos divina de Pablo era llevar al pueblo un único esposo, para mantener el pueblo en la fidelidad a su esposo. en la historia de la salvación, en la Escritura muchas veces encontramos el alejamiento de Dios, la infidelidad al Señor, la idolatría, como si fuera una infidelidad matrimonial ".

Hay que saber denunciar el mal, no ser ingenuos.

Primera característica del pastor, por tanto, "que sea apasionado, que tenga el celo, que esté dedicado al celo". Segunda característica, "que sepa discernir: discernir donde están los peligros, donde están las gracias ... donde está el verdadero camino". Esto, subrayó, "significa que acompañe las ovejas siempre: en los momentos buenos y también en los momentos malos, también en los momentos de la seducción, con la paciencia los lleva al redil ". Y la tercera característica:" la capacidad de denunciar ":

"Un apóstol no puede ser un ingenuo: 'Ah, todo es bonito, vamos adelante, eh ?, todo es bonito, está todo bien ... Hacemos una fiesta, todos ... todo se puede ...'. Porque hay Existe la fidelidad al`únic esposo, a Jesucristo, para defender. Y él sabe condenar: la concreción, decir 'esto no!' como los padres le dicen al niño cuando empieza a gatear y al enchufe eléctrico para poner los dedos: 'No, eso no!

Es peligroso! '. Me viene a la mente muchas veces aquello "no lo toques niño" que mis padres y abuelos me decían en el momento cuando había peligro ".

Tener cuidado de los otros sin flaqueza, al igual que hacía Don Milani

"El buen pastor - continuó - sabe denunciar, con nombre y apellidos" como precisamente hacía San Paul. Francisco ha devuelto a su visita a Bozzolo y Barbiana, entonces, comentó, "sobre aquellos dos valientes pastores italianos". Y hablando de Don Milani, se refirió a lo que fue su "lema" cuando "enseñaba a sus chicos":

"Y care. Pero, ¿qué quiere decir? Me explicaron: con ello quería decir 'me importa'. Enseñaba que las cosas se tenían que tomar en serio, en contra de la consigna de moda en ese momento era 'no me importa ', pero dicho en otro lenguaje, no me atrevo a decirlo aquí. Así enseñaba a sus chicos a salir adelante. Tenga cuidado: toma el control de tu vida ", y eso no!'

Saber pues denunció también "lo que va en contra de tu vida." Y muchas veces, dijo, "perdemos esta capacidad de condena y queremos llevar adelante las ovejas un poco con aquella flojera que no sólo es ingenua" sino "duele '. Aquella "flojera de los comprometidos", por "atraerse la admiración o el amor de los fieles dejando hacer".

"Pablo Apóstol, el celo apostólico de Pablo, apasionado, dedicado al celo: primera característica. Hombre - ha reanudado Francisco - que sabe discernir ya que conoce la seducción y sabe que el diablo seduce - segunda característica. Y un hombre con capacidad de condena de las cosas que harán daño a sus ovejas: tercera característica ". El Papa ha terminado con una oración "para todos los pastores de la Iglesia, porque San Pablo interceda ante el Señor, para que todos nosotros pastores tengamos estas tres características para servir al Señor".

Traducción por Pere Prat Serra