Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

Galería de imágenes

(EA) Del jesuita y arquitecto Enric Comas de Mendoza ya he hablado alguna vez en este blog pero, por la simpatía que tengo por este abuelo de 91 años, creo que merece la pena dedicar unas líneas a su intervención en la quinta sesión de Patrimonio Sacro de la Fundación Joan Maragall, que compartió con el Director de el Instituto Superior de Liturgia, el Dr. Mn. Jaime González Padrós. De entrada es de agradecer su constancia en la asistencia del seminario, creo que no ha fallado a casi ninguna sesión (y ya llevamos un año!), Y su predisposición humilde comunicar algo de su obra religiosa.

A menudo me gusta decir de Enric Comas que es el "Fray Coello" (un dominico arquitecto referente de la arquitectura religiosa moderna en España) catalán. Es una lástima que su obra no sea muy reconocida ni conocida en el resto de la península, aunque su capilla por noviciado de la Compañía de Jesús en Raimat recibió la placa DOCOMOMO en octubre de 2012 (noticia). Su intervención constó en la presentación de tres tipos de edificaciones en contextos diferentes: la Capilla del noviciado de Raimat, el Templo y Centro Parroquial de San Ignacio de Loyola de Lleida (situada bajo los bajos de un bloque de viviendas) , y el Templo y Centro Parroquial Virgen de Bellvitge, entre los bloques de viviendas lineales tan típicos de este barrio de Hospitalet del Llobregat. Hemos dejado de lado, hablo en plural porque un servidor le montó la presentación, otras obras como el Templo y Centro Parroquial de San Pedro Claver de Poble Sec, la reforma del Santuario del Santo Cristo de Balaguer o un par de capillas por la Compañía de María (en Sant Cugat del Vallès y Mollet del Vallés).

Pora no alargarme, de las múltiples cosas que se dijeron y comentar ayer, me quedo con una pequeña anécdota: la gente de los pueblos en torno a Raimat iban a la capilla del noviciado (ahora Colegio Claver) media hora antes. Cuando el hermano de la portería les preguntaba por qué venían tan temprano, la gente respondía "es que aquí se ruega bien". Es una anécdota muy parecida a la que explicó el arquitecto Mario Botta en las Jornadas Internacionales de Patrimonio Sacro que organizó la AADIPA en diciembre de 2014 en el Colegio de Arquitectos. En el fondo, es el máximo galardón al que puede aspirar un arquitecto que ha tratado la temática del espacio sacro, y así mismo lo reconoce su autor. Teneis debajo la presentación de la charla.

Enric Comas sj, arquitecte i jesuïta from eloi_aran