Voleu rebre les notícies?

Subscriviu-vos al butlletí gratuït

(Jordi Llisterri -CR) Las escuelas deben ser espacios en los que se pueda garantizar el desarrollo de las personas en un ambiente de plena seguridad. Con esta preocupación la Fundació Escola Cristiana de Catalunya organiza este miércoles una jornada de formación sobre la protección a la infancia y la prevención de los abusos a menores. Este encuentro monográfico se dirige principalmente a los miembros de los equipos de gestión de los centros, titulares y directores de las escuelas cristianas. Contará con expertos de las mismas escuelas, de la Fundación Vicki Bernadet y del Departament d'Ensenyament de la Generalitat de Catalunya. La Fundació Escola Cristiana de Catalunya agrupa a más de 400 escuelas que dependen de las congregaciones religiosas o de las parroquias y los obispados catalanes.

Miquel Mateo, secretario general adjunto de la Fundació Escola Cristiana, enmarca la jornada en una preocupación social creciente por los abusos a menores, pero sobre todo en la "cultura de la prevención". Una prevención que "las escuelas ya hacen, pero que nunca es suficiente: si se puede hacer más, se debe hacer más". En la jornada también se anunciará que antes de fin de curso la Fundació Escola Cristiana pondrá a disposición de todas las escuelas un nuevo protocolo de actuación.

En la jornada de formación se presentará la experiencia de varias escuelas de congregaciones religiosas en el ámbito de la protección a la infancia y la prevención de los abusos a menores. También se ofrecerá el punto de vista de las víctimas y sobre su atención con la intervención de Pilar Polo, coordinadora de Formación de la Fundación Vicki Bernadet. El director general de Atención a la Familia y Comunidad Educativa del Departament d'Ensenyament, Jordi Miró, expondrá las características de los protocolos que utilizan las administraciones.

En sesión de formación de este miércoles también se tratará de las responsabilidades civiles y penales. La reforma del Código Penal de 2010 y de 2015 amplía las responsabilidad penales a las personalidades jurídicas e impulsa que las entidades tengan sistemas de autoprotección y vigilancia para la prevención de delitos que se puedan producir dentro de las empresas y las instituciones.

"Todas las escuelas están concienciadas"

Los cambios legales y la preocupación social por los abusos a menores en todas las instituciones llevan a acentuar la cultura de prevención dentro de cualquier corporación. Segundo Miquel Mateo, la mayoría de los centros educativos de la escuela cristiana tienen protocolos de prevención, "especialmente las que forman parte de instituciones más grandes porque han tenido más medios para poderlo trabajar". Pero "todas las escuelas están concienciadas y tienen como preocupación la protección a la infancia".

Por ello, el nuevo protocolo que está cerrando la Fundación Escuela Cristiana "es una oferta para las escuelas más pequeñas que quizás no disponen de un protocolo propio, pero también para que las que ya disponen de uno puedan tener otro punto de vista". Una prevención que depende de los responsables de la institución educativa. Pero que afecta a todos los maestros y tutores y pide crear y mantener un clima de confianza en las relaciones y establecer actuaciones específicas. Se detallarán en la jornada que se realizará en Barcelona.