Londres es disculpa per una mofa del Papa